Ven a mi casa y deja que folle tu chocho peludo

10 min

Le dijo a esta morena que viniera a su casa, que se quedara sin bragas y se pusiera a cuatro patas para que acudiera como una gatita a su polla, que se la metiera en la boca y comenzara a calentarlo. Enseguida, se le puso dura como una roca, quería follar con él, estaba claro, así que tras este prolegómeno y con la cámara encendida en todo el momento para grabarlo todo, la puso frente a sí con las piernas abiertas y abrió su chocho peludo hasta que ella soltó una ardiente exclamación. Se lo quedó mirando, sujetándose el balanceo de las tetas, sintiendo cada nueva embestida dentro de su cuerpo, y dejándose grabar, expuesta como una puta para que luego él subiera el vídeo porno casero a Internet, y que todo el mundo viera la tremenda corrida que la esperaba.

Compartir Twittear