La hermanastra muy solícita le hizo una mamada

12 min

Su hermanastra es muy considerada y quiere llevarse muy bien con él ahora que viven en la misma casa, así que la otra mañana decidió hacerle el desayuno para llevárselo a la habitación. Luego esta rubia jovencita se desnudó para vestirse y se puso a hacer la cama, cuando sorprendió al hermanastro pajeándose mientras la miraba. Aquello la incomodó un poco, pero como es una chica tan solícita fue a atenderle también en ese sentido para demostrar lo amable que es. Se inclinó en su regazo y con la boca bien abierta le hizo una mamada deliciosa. Su hermanastro no sabía que la chupara tan bien y se quedó sorprendido, y a ella le gustó tanto ese pirulo que siguió y siguió hasta que se corrió.

Compartir Twittear